lunes, 26 de octubre de 2015

Discurso de Práxedes Ortiz Mateo en la inauguración de la ESTELA I

Notas para la inauguración de la 1ª Estela.
(Cazalla, 25 de octubre, 2015).

Hace ahora un año que mi amigo Antonio Parrón me dijo que había pensado que en los Morales, este espacio tan importante para nosotros los cazalleros, podía levantarse un pequeño monumento con un poema. Y hoy estamos aquí delante de ese monumento. En todo este tiempo han sido muchas las personas que han colaborado con esa idea de Antonio Parrón. Hay que agradecer en primer lugar a todas ellas la sensibilidad por haber acogido la idea, y el trabajo para llegar a hacer realidad este hermoso proyecto de Antonio. 
La poesía suele considerarse un arte restringido, de interés para pocas personas, y sólo los que la cultivamos tenemos una idea de su importancia no sólo personal sino también social e histórica. Pero aquí Cazalla ha hecho de la poesía una obra colectiva, y la ha puesto en un espacio público. Es algo que puede parecer a algunos anecdótico, o un simple detalle decorativo en medio de un parque. Y sin embargo, lo que aquí se ha levantado es algo insólito. Me vais a permitir que explique cuál es el sentido, la vocación de este monumento, pero antes quiero agradecer a todas las personas que han acogido como suyo este proyecto y lo han llevado adelante con la misma ilusión con que lo concibió inicialmente Antonio Parrón.

jueves, 22 de octubre de 2015

ESTELAS, ya es una realidad.

Nace ESTELAS. Un proyecto ideado por el poeta de Cazalla de la Sierra, Antonio Parrón Camacho, que con la colaboración inestimable de Turnature y promovido por ALAS, prentende que cada pueblo o ciudad o aldea levante su propio Monumento a la buena Poesía, atendiendo a un patrón estético diseñado por Abraham Parrón. Porque todos los términos municipales tienen un lugar donde, en silencio, se vive la historia que habita entre las piedras, o donde la naturaleza y el individuo son un solo ente, un lugar de costumbre o pensamiento, donde se aúnan entorno y poesía.

Cazalla ya ha encontrado entorno y poema. El lugar: Los Morales; el Poema "Soliloquio del Bosque" de Práxedes Ortiz. Pero esto no puede llevarse a cabo si no se cuenta con apoyo de las administraciones. Por eso, gracias al interés y a la importante ayuda económica del Ayuntamiento de la localidad se ha conseguido que la primera ESTELA, la nº 1, se llegue a colocar y será inugurada este domingo 25 de octubre de 2015, a las 12:00. 

El Ayuntamiento de Alanís ya aprobó en pleno su participación en este proyecto, y pronto podrá ser también una realidad. 

ESTELAS es un macroproyecto poético que se extenderá por todos aquellos lugares que se adhieran a él, hasta conseguir una red de ESTELAS visitables por toda la geografía, conectada por medio de una aplicación para móviles, ofreciendo una ruta turística y cultural a todos aquellos aficionados a viajar y a la buena poesía.

Las entidades que quieran sumarse y ayudar a tejer esta gran red de poesía pueden solicitarnos más información en el correo de ALAS (alasdealanis@gmail.com)

domingo, 18 de octubre de 2015

Un poema de Lola Franco

Le sobraban suspiros
a la tarde,
y besos a la eterna primavera,
amores al estío
y blanco inmaculado,
a la noche dormida
sobre el fuego de la hoguera.

Era sombra tu carne,
prendida del balcón desierto,
tu risa....
la burla misteriosa
del destino en las aceras.

Jugábamos descalzos
a buscar por el río,
bajo el agua del tiempo,
una quimera....

Lola Franco

domingo, 11 de octubre de 2015

Entre buitres y poetas: Otoño en El Pintado

Bajo intermitente llovizna y apenas viento, transcurrió la jornada de ayer en los alrededores del mar interior de la Sierra Morena Sevillana. Abrió la mañana un nostálgico paseo entre las ruinas de lo que fue el poblado de trabajadores de la presa, por la finca La Ganchosa, cuyos jardines, convertidos en polvoriento acarro de rebaños, iglesia escuela, cantina y casas abandonadas, en estado ruinoso confundían a menudo nuestra imaginación trasladándola a los cercanos oteros de Itálica. Y en todo momento, tenebrosamente acompañados desde el cielo —para cerrar el lienzo siniestro que habitábamos— por las innumerables sombras oscuras de los buitres que moran cerca, en algunos precipicios rocosos entre los que comienza a discurrir el Viar en busca del gran río de Andalucía.