lunes, 28 de junio de 2010

La flor robada

Ya llegaron los tonos ocres al campo. Las espigas se doran al sol como la harina amasada en el candente silencio del horno. El pardo polvoriento de los carriles se aventa a las pisadas del que camina  en el amanecer. La ruidosa monotonía de las cigarras rasga en los acarros de la lana esquilada, cabizbaja e inquieta de las moscas. Los cencerros casi enmudecen, solo un grave y leve eco de metal al compás de las rumiadas. Entre el pasto, sementera fantasma que se desplaza hacia los hormigueros por laberínticos senderos diminutos, un entramado de lineas trabajosas e incansables que llenarán las despensas subterraneas para paliar la fría escasez del invierno venidero. La ribera ha calmado su furia de abril y sujeta contra su cauce curvilíneo los únicos trazos verdes del lienzo. A los pies de la crepitante chopera que sombrea el regajo, las zarzas se aferran a los últimos lodos, escalando por los troncos cenicientos hacia la luz, como si no quisiesen perderse ni un detalle de la metamorfosis estival. Cerca el vallado de aldelfas, como diademas de flores, ofreciendo, junto a las últimas amapolas, los escasos vestigios delatores de la recien terminada primavera, como si el verano las hubiese robado por un tiempo para adornarse. 
Sin embargo, este año, la primavera no ha podido arrancarle al verano la flor más hermosa; la flor que, depositada su semilla a finales del verano anterior, venía creciendo en el fértil y oculto jardín de una mujer, y que, pacientemente, ha aguardado a que transcurrieran los crecientes días para refrescar con la hermosura de su vida los calores de estos tiempos que corren. Bienvenida al mundo Alba.

Leopoldo F. Espínola Guzmán, 22 de junio de 2010

P.D.: El administrador de este blog ruega encarecidamente a sus lectores que disculpen la falta de periodicidad en la publicación de entradas en los días anteriores y en los venideros, pero debe atender, prioritariamente, a sus labores de "jardinero". Gracias.

Imagen: Leopoldo F. Espínola

5 comentarios:

  1. ¡¡¡¡¡ENHORABUENA!!!!!!
    Y que esa flor de tan hermoso nombre crezca feliz rodeada de los cuidados tan buen jardinero y jardinera como tiene. Y que venga con un buen pan debajo del brazo, que falta hace con los tiempos que corren.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Mil felicidades Leo, una inmensa alegría saber que ya nació.
    Mil corazones para Alba llenos de ternura y amor.
    Y para su madre ! enhorabuena cielo !; verás que joya más bonita ha entrado en vuestras vidas.

    Por cierto, ¿ se le puede regalar una pluma y un cuadernillo ?, para que empiece la escritura, desde la cuna, jaja.

    Leo, te has lucido con "La flor robada", y no es para menos, una preciosidad de dedicatoria.

    Os deseo mucha felicidad, a los tres...

    ResponderEliminar
  3. Felicidades Campeón, yo me pregunto... ¿que aprenderá primero a leer y escribir o a caminar?? enhorabuena. Manuel Ramos

    ResponderEliminar
  4. Gracias Elisa, con que llegara sana nos conformábamos, y ha sido así... Lo del pan, el cheque bebé aún lo dan, así que para algunos panes nos dará...
    Gracias Lourdes, en verdad que es una joya. El cuadernillo y el lápiz, te garantizamos que lo usará, más pronto que tarde.
    Gracias Manuel, creo que todas las actividades son probables, hasta la de que se prepare alguna triatlón, algún día.

    ResponderEliminar
  5. Aunque con algún retraso, quiero felicitarte Leo por esta hermosa, aunque breve, exposición de la llegada de la nueva Primavera, acompañada este año de "LA FLOR MÁS HERMOSA".

    Un abrazo. Federico

    ResponderEliminar