miércoles, 28 de enero de 2009

Pido perdón

El día 14 de enero alguien ha pasado por el blog y me dejó este comentario en la entrada "De autobuses y el Todopoderoso":
"Bueno, quizás sea un poco patético que haya ateos dispuestos a donar dinero para semejante publicidad, pero que ZP tenga algo que ver en esto me parece un poco peliculero, con perdón. Esta campaña llega a España a través de la Union de Ateos y Librepennsadores (UAL), en continuidad de la de Inglaterra, donde unos 800 autobuses, 200 en Londres, llevan esta publicidad hace unas semanas, impulsadas por el biólogo y crítico de la religión Richard Dawkins, así como la asociación atea inglesa "British Humanist Association", y diversos medios. Dicen lanzar una invitación a pensar, sin intentar convencer de nada, despertar la duda. Decia Aristoteles que la dudad es el principio de la sabiduria, y no es precisamente lo que lleva haciendo la Iglesia Catolica cientos de años, más bien demonizan al no creyente y pretenden inculcar la religion desde bien temprano, a través del miedo y la regla moral estricta y rígida. En mi opinión, es bastante más patética la contrapublicidad que la Iglesia ha puesto en otros autobuses de Madrid "Dios si existe. Disfruta de la vida en Cristo", la verdad me parace más humilde la primera. Además, sería más acorde a sus premisas gastar el dinero en otros fines, y no destinar la pasta de sus fieles en publicidad en autobuses o en pagar sumas multimillonarias para evitar juicios contra curas pederastas. Y si el ateo, quiere invitar a pensar o despertar la duda, allá él, luego que cada uno opine libremente.
En cuanto al asunto del andaluz de Maleni, tela la pifia supina de la Nebrera, habría que recordarle que la ministra andaluza, que tachaba de falta de preparacion, es doctora en Economia, y se expresa en andaluz, algo más que un acento o deje, quizás una lengua no reconocida oficialmente, quizás derivada de un romance hablado en la Bética antes que en Castilla con la influencia de cientos de años de cultura islámica, quizás, sólo despertar la duda.

Un saludo con afecto de un lector anónimo, amante de mi pueblo y que admira tu trabajo."

A este lector Anónimo quiero pedirle perdón, por no haber publicado su comentario en la fecha en que lo hizo. No me he percatado que esperaba la aprobación. Ha sido un despiste.
No me gusta tener la moderación de comentarios activada, pero me vi obligado a hacerlo cuando el primer comentario que recibí, también escondido tras la comodidad del "Anónimo", venía cargado de insultos hacia uno de los colaboradores del Blog. Aún así, desde hoy pienso desactivar la moderación, confiando en la buena fe de los lectores. Pero tengo que apuntar que tal vez deberíamos meditar un poco y perder el miedo a ser señalados, y opinar libremente. Gracias por todo.

Leopoldo F. Espínola Guzmán, 28 de enero de 2009